I love you all. I will never desert you.


16 sep 2013 Dios Padre: para aquellos nacidos dentro de familias paganas, y no por culpa propia, os concederé Misericordia

lunes, 16 septiembre 2013 14:20

 

Mi queridísima hija, la raza humana es, en gran medida, insensible a Mi existencia. Tantos saben poco acerca de Mí, su Padre, su Creador. Mis siervos sagrados, incluyendo a todos aquellos que creen en Mí, el Creador de todo lo que es, han fracasado en preparar a la humanidad para el castigo que los enfrentará si no reconocen el error de sus caminos.

The Healing of Centurion's Servant

 

Un deseo de creer que "todo estará bien" ha significado que muchos de Mis hijos no creen en la existencia del Infierno. Este es un lugar a donde las personas que rechazan Mi Misericordia, Mi intervención para salvar almas, van. El pecado mortal, a menos que haya sido borrado a través de la reconciliación*, dirigirá a las almas al abismo del Infierno. Aquellos que puede que no sean culpables de pecado mortal, pero que no creen en Mí y en su lugar  creen en la existencia que ha sido creada y fabricada en sus mentes por ídolos falsos, tienen mucho que temer.

 

Rechazad, a Mí vuestro Creador y os volveréis en contra Mía. Vosotros mismos os apartaréis. Muchos de vosotros, cuando la Verdad de Mi Divinidad os sea revelada, vehementemente os opondréis a Mí y nada que Yo haga os salvará de las llamas del Infierno. Puedo utilizar todo Poder Divino, pero nunca puedo forzaros a aceptar Mi Misericordia. Nada, solo las oraciones de las almas elegidas, os ayudarán. Esto significa que nunca veréis Mi Rostro. Cualquiera que os diga que no importa si no aceptáis Mi Existencia está mintiendo. Solo aquellos que me aceptan, y a través de la Misericordia de Mi único Hijo, pueden entrar a Mi Reino. Si sois un alma amable y amorosa, y aún me rechazáis - incluso cuando la Verdad se os da a conocer – vosotros, también, vais a ser echados fuera de Mí. Ninguna Vida Eterna será vuestra.

 

Concedo el Don de la purificación sobre todos vosotros ahora, pero en particular a los ateos y paganos. Esta purificación será dolorosa, pero en muchos casos abrirá sus ojos a la Verdad. Para aquellos nacidos dentro de familias paganas, no por culpa propia, os concederé Misericordia. Pero para aquellos de vosotros que se os dieron los Evangelios y quienes sabéis de la existencia de Dios Trino y que ahora me rechazáis, hay poca esperanza para vosotros, hasta que volváis y expiéis vuestros pecados. Por tanto debéis suplicar por la salvación de vuestra alma.

 

Vuestro  Padre

Dios Altísimo

 

Reconciliación* = Sacramento de la Reconciliación = La Confesión de los pecados

 



016 sep 2014 Decir que sois de Mí es una cosa. Ser de Mí es otra

martes, 16 septiembre 2014 18:25

Mi muy querida bienamada hija, cuando el mundo parece estar en desorden, no temáis, porque Dios está al mando de todas las cosas.

Él permite al maligno solo cierto poder y Él luchará para asegurar que el Espíritu Santo siga estando activo, para que así los hombres buenos luchen con éxito la batalla en Mi Plan de Salvación.  La maldad en todas sus formas es una característica del diablo. Para evitar ser infestados por Satanás, no debéis decir ningún mal, no escuchar ningún mal, ni llevar a cabo malas acciones en contra de una persona viva. Decir que sois de Mí es una cosa. Ser de Mí es otra.

Yo, cuando estoy verdaderamente presente en un alma, haré todo en Mi Poder para impedir/detener que esas almas lleven a cabo actos de maldad. Si el alma confía en Mí, completamente, entonces él o ella encontrará más fácil ser guiada por Mí. Si la voluntad de la persona es muy fuerte, y si es orgullosa y obstinada, entonces  será fácilmente guiada por el engañador que le va a engañar de numerosas maneras. Él convencerá a la persona que un acto malvado, una mala lengua o un acto de blasfemia son aceptables, en ciertos casos. Y entonces esa alma caerá en el engaño. A esas almas les digo esto:

No habléis mal de otro, no sucumbáis a la calumnia, no os coloquéis vosotros mismos como un juez sobre otro y no condenéis/denunciéis a otra alma en Mi Santo Nombre. En caso de cometer tales ofensas en contra Mía, os precipitaréis desde este nivel de iniquidad/maldad hacia una oscuridad, que creará una gran división entre nosotros. Cuando esa división crece, y cuanto más os alejéis de Mí, sentiréis un terrible vacío - un sentimiento prolongado de tal soledad profunda, que sentiréis una sensación de pánico, el cual no podréis identificar. Entonces sentiréis la separación de Dios, que las almas en el Purgatorio  y en el Infierno padecen. Si podéis aprender de esto ahora, entonces encontraréis más fácil aproximaros más cerca de Mí.

Recordad, debéis expulsar todos los pensamientos de odio en vuestra alma primero. Yo no puedo estar presente en un alma que está llena de odio, por que esto es imposible.

Vuestro Jesús