I love you, I cherish you and I long for the Great Day of the Lord when I will unite the world and lead you into My New Kingdom on earth.


15 jul 2011

viernes, 15 julio 2011 15:30

Hija mía, es cuando Mis hijos sienten amor en sus corazones, que ellos pueden estar seguro de que Yo estoy presente en sus almas. Mi amor mantendrá a Mis hijos fuertes cuando ellos menos lo esperan. Esto es también verdad de los pecadores endurecidos, cuya concha exterior, a menudo, un corazón tierno.

 

Cada persona en la Tierra, es un hijo creado por Dios Padre. Por esto la Luz existe dentro de cada persona, aunque pueda ser muy débil, cuando las almas son arrastradas a la oscuridad. Con todo, Mi Palabra está todavía presente, porque sin esta, habría completa oscuridad en donde no podrían funcionar. Es cuando las almas alcanzan un terrible estado de oscuridad que muy a menudo recurren al suicidio. Esto es cuando por la debilidad de alma y espíritu, que Satanás roba sus almas, convenciéndoles de terminar sus vidas. Muchos de Mis seguidores no entienden el estado que tal oscuridad tiene en un alma, entonces ellos deben rezar mucho, por estos hijos, que están en estado de desesperación.

 

Dios, Mi Padre Eterno, siempre es misericordioso y ayudará en todo momento a estas almas, muchas de las cuales sufren hasta tal punto, que su cabeza no puede funcionar plenamente con la razón. Un pecado mortal sólo puede ser cometido cuando una persona está en plenitud de sus facultades mentales, cuando él o ella saben que eso que hacen está mal. Por eso, no deis por hecho que estas almas están totalmente perdidas, porque muchas no saben lo que hacen.

 

Tengan en cuenta que la eutanasia es desaprobada por Mi Padre y no es tolerada, ya que ningún hombre consciente puede tomar la vida de otro. Ninguna razón puede ser presentada para justificar esto, en el Nombre de Mi Padre. La tolerancia pude ser presentada junto con el argumento de trato humano, para justificar sus acciones, pero ningún hombre, excepto el Padre Todopoderoso, puede decidir la fecha de la muerte, porque este no es derecho del hombre, nunca le será dada la autoridad de cometer este pecado mortal.

 

El hombre ofrecerá cualquier excusa para quitar la vida del otro, pero ninguna de ellas está justificada, en ninguna circunstancia. Esto también se aplica a la ejecución, al pecado del aborto y de la eutanasia.

 

Incorporaos ahora y pensad que seréis juzgados severamente, si infringís el más sagrado de todos los mandamientos de Mi Padre: No matarás. No olvidéis que hay un solo Dios y que solamente Él puede decidir cuándo debe ser quitada la vida. Si violáis este mandamiento con pleno conocimiento de lo que hacéis, sufriréis por toda la eternidad el tormento del infierno.

 

Por favor, les imploro, no se rindan a las presiones de Satanás, quien constantemente induce a quitar la vida, para así robar almas, que de otra manera serían destinadas para el Glorioso Reino de Mi Padre.

 

Vuestro Divino Salvador, Maestro y Redentor, Jesucristo

 



15 jul 2012 Madre de la Salvación: La Iglesia de mi Hijo en la Tierra no escuchará esta vez, sin embargo, saben de qué manera mi Hijo fue tratado la primera vez

domingo, 15 julio 2012 13:45

Mi niña, el dolor sufrido por mi Hijo y Sus discípulos durante el tiempo de Su misión en la Tierra es idéntico al cual ha de ser sufrido por Sus seguidores mientras Él se prepara para venir otra vez.

Durante el tiempo de mi Hijo en la Tierra, Él enfrentó inmensos obstáculos. Muy pocos estaban preparados para escucharle en Su propia comunidad.

Él fue tratado con desprecio y menospreciado por aquellos que estaban al cargo de los templos y las sinagogas. 

Sin embargo, era bienvenido por las personas sencillas y Su Palabra fue aceptada porque ellos pudieron ver la Verdad que Él hablaba. 

Su Palabra creó miedo e incertidumbre en muchas partes pero pocos pudieron ignorar la sabiduría de Sus enseñanzas. 

Mi Hijo creó división aunque esa no era Su intención.

Su comportamiento sencillo, se tradujo en que pocos pudieron aceptar el hecho de que Él era el Hijo de Dios. 

Muchos se preguntaban ¿cómo es posible que el Hijo del Hombre sea un hombre normal y corriente? 

Ellos lo negaron ya que pensaban que el Mesías sería majestuoso, orgulloso y que reclamaría la  atención en los más altos niveles de la iglesia. 

Mi Hijo no pudo conseguir que aquellos a cargo de la iglesia en ese tiempo le escucharan. Su orgullo les impidió escuchar la Verdad. 

Lo mismo sucederá ahora a medida que mi Hijo prepara al mundo para Su Segunda Venida.

La Iglesia de mi Hijo en la Tierra no escuchará esta vez, sin embargo ellos saben de qué manera mi Hijo fue tratado la primera vez. 

Esta vez Su Santa Palabra, dada a ti, el profeta del fin de los tiempos, no será aceptada en la Iglesia de mi Hijo en la Tierra. 

La Iglesia de mi Hijo hace oídos sordos al Don de la profecía. Niegan la profecía porque no quieren escuchar.

Los discípulos de mi Hijo serán confrontados por aquellos al cargo de la Iglesia Católica en la Tierra, y acusados de ser falsos.

Aunque las enseñanzas de mi Hijo nunca han cambiado, ellos encontrarán errores en Su Santa Palabra que les es dada a ellos ahora. 

Declararán que estos mensajes están en contradicción con la Palabra de Dios. 

Vosotros debéis, hijos, recordar siempre que mi Hijo nunca podría contradecir a Su Iglesia en la Tierra, ya que Él es la Iglesia. 

La Verdad es todavía, como siempre lo fue.

Debéis seguir la Palabra de Dios ya que la voz de mi Hijo está siendo echada a un lado e ignorada tal como lo fue la primera vez.

No os permitáis que se os niegue el Regalo de Su Salvación, el último acto de Su Misericordia en la Tierra. 

Muy paciente ha sido mi Hijo, durante mucho tiempo. La Verdad le fue dada a la humanidad en la Pasión de mi Hijo en la Cruz. 

Fue reforzada a través de todas aquellas almas elegidas que fueron iluminadas por el poder del Espíritu Santo a lo largo de los siglos. 

Ahora, el momento ha llegado para que mi Hijo venga otra vez y solo aquellos que reconocen Su voz, debido al Don del Espíritu Santo, seguirán Sus instrucciones. 

La Iglesia, tal y como lo hicieron durante el tiempo de mi Hijo en la Tierra la primera vez, rechazará Su Palabra a medida que Él se prepara para Su Segunda Venida. 

Ellos no llegarán a reconocerle, ni a aceptarle. 

No han aprendido nada. 

Rezad para que esas almas valientes dentro de la Iglesia que sí reconocen Su voz, tengan el valor de guiar a todos los hijos de Dios a la vida eterna en este momento crucial en la historia. 

Vuestra bienamada Madre

Madre de la Salvación



15 jul 2012 Dios Padre: Aniquilaré sus falsas iglesias, sus cultos perversos, sus falsos ídolos, sus ciudades y sus naciones

domingo, 15 julio 2012 15:45

(Recibido durante la Adoración de la Sagrada Eucaristía)

Mi queridísima hija, es difícil para Mis hijos permanecer libres de pecado debido a la maldición infligida sobre ellos por la mano de la serpiente.

Nunca espero que Mis hijos estén completamente libres de pecado todo el tiempo, ya que esto es imposible.

Es importante que cualquiera que conozca las enseñanzas de la Iglesia de Mi Hijo en la Tierra busque el arrepentimiento de sus pecados tan a menudo como sea posible. 

A través del arrepentimiento será más fácil permanecer en estado de gracia y esto creará una barrera para tentaciones venideras. 

Hijos Míos, ahora estáis a punto de presenciar grandes cambios perpetuos en el mundo. Sucederán después de que El Aviso se lleve a cabo. 

Mientras muchos ignorarán estos mensajes del Cielo, son importantes para aquellos que los aceptan, así como la Palabra de Dios, para prepararse. 

Vosotros sois el eslabón en Mi armadura contra el enemigo y a través de vuestra fe Yo os levantaré y protegeré contra la persecución. 

Será vuestro amor por mi Hijo, Jesucristo, el Salvador del universo, que Yo seré capaz de rescatar a aquellos hijos que no puedan soportar la Luz de Dios. 

Vuestra consagración de amor, sufrimiento y oraciones, serán la gracia que los salve de los fuegos del Infierno. 

No tengáis miedo por vosotros mismos, sino por aquellos que, no solo no pueden ver, sino que se niegan a ver los tiempos en los cuales estáis viviendo hoy. 

Los preparativos están listos, y el tiempo está maduro para que los cambios comiencen, ya que Yo no permitiré a la Bestia que robe almas. 

Esta intervención, prometida a la humanidad desde hace tanto tiempo, se llevará a cabo muy pronto y entonces la batalla comenzará para salvar a Mis hijos. 

No temáis Mi Mano porque, cuando caiga, será utilizada para castigar a aquellos que están tratando de destruir a Mis hijos.

Yo les impediré engañar a las almas. 

Yo les impediré sus intenciones asesinas y aniquilaré sus falsas iglesias, sus cultos perversos, sus falsos ídolos, sus ciudades y sus naciones si continúan rechazando la Mano que los alimenta. 

Ellos han sido advertidos. Vosotros, Mis amados hijos, ayudaréis a Mi Hijo a salvarlos. 

Nunca temáis porque aquellos con el Sello del Dios Vivo no sólo están protegidos, sino que les son dadas las Gracias para defender la Palabra de Dios y así, a tantas almas como sea posible les sea dado el Don de la Vida. 

Vuestro Querido Padre

Dios el Altísimo



15 jul 2013 A los sacerdotes: El día en que se os pedirá que neguéis Mi Divinidad no está lejos

lunes, 15 julio 2013 15:52

 

Mi amadísima hija, debo llegar a Mis sacerdotes, que ahora están empezando a darse cuenta de que Yo estoy hablando al mundo, a través de estos Mensajes, en este tiempo.

 

Debéis tener cuidado. Debéis adheriros a las reglas de Mi Iglesia en la Tierra, una vez que permanecen así como han sido y no sean cambiadas. No os sintáis desanimados, ya que habéis sido enriquecidos con el Don del Espíritu Santo. Cuando se os pida que me neguéis, será hecho de una sutil, pero mortal manera. Se os pedirá que acojáis la doctrina de todas las religiones fuera del cristianismo. Se os dirá que esto es por el bien de todos y que este enfoque (propuesta) nuevo, con todo incluido, es un medio para un fin – donde la humanidad pueda finalmente ser unida, a través de medios pacíficos.

 

Todas las otras religiones, credos, creencias y doctrinas, que honran a Mi Padre, pero que no me reconocen, a Mí Jesucristo, serán tomadas bajo el cuidado del antipapa. Vosotros, a través del poder de la bestia – como es su costumbre – seréis persuadidos para acoger a vuestro prójimo hermanos y hermanas. A todas las creencias, que honráis a Dios, se os dirá, estáis unidas como una a los Ojos de Dios. Cuando os opongáis, seréis regañados. Cuando expliquéis que el único camino a Dios, Mi amado Padre, es a través de Jesucristo, esto es lo que os será dicho:

 

“No entendéis que Dios ama a todos Sus hijos, por lo tanto, al no mostrar amor y compasión por Su Iglesia al acogerlos - incluyendo las creencias de ellos – vostros sois unos hipócritas.”

 

Ahora, sabed esto. Cuando aceptéis que todas las religiones deben ser acogidas como una - que tenéis que haceros a un lado para mostrar respeto a aquellos credos, que no reconocen al Hijo del hombre - entonces seréis culpables de un pecado terrible. Estaréis entonces negándome.

 

A aquellos que puedan ser llevados dentro de este engaño, sabed que otras señales surgirán, las que apuntan a una cosa – Mi Divinidad ya no será más proclamada.

 

Vuestras iglesias verán surgir nuevas cruces donde la cabeza de la bestia será incrustada dentro de ellas; vuestros altares se cambiarán y de Mí se burlarán. Cada vez que veáis nuevos e inusuales símbolos en Mi Iglesia, mirad cuidadosamente porque la bestia es arrogante y hace alarde de su maldad, al mostrar signos, que a él lo honran.

 

Aquellos entre vosotros, que no estéis atentos a este engaño, os encontraréis a sí mismos succionados en prácticas, las que no me honran. Ellos disfrazarán la verdadera intención, que será rendir homenaje a Satanás y a sus espíritus malvados.

 

Las señales han comenzado. Las acciones de las que hablo están aún por venir, pero el día en que se os pedirá que neguéis mi Divinidad no está lejos. Debéis mantener vuestros ojos abiertos por aquellos que dicen que vienen en Mi Nombre, pero que en su lugar honran a la bestia, pues ya han extendido sus alas. Gobiernan en medio de vosotros, pero muchos de vosotros no pueden ver la abominación, todavía. Pero, si me amáis, os concederé las Gracias para ver la Verdad, ya que nunca os abandonaré. El tiempo está cerca y debéis prepararos a sí mismos, ya que la oscuridad descenderá pronto. Aquellos de vosotros que sois bendecidos con la Luz de Dios sufriréis a manos de Mis enemigos.

 

Recordad estas Palabras, recitadlas y os revelaré la Verdad, a través del Don del Espíritu Santo:

 

Cruzada de Oración (114) Para que los sacerdotes reciban el Don de la Verdad

 

"Señor Mío, abre mis ojos.

Permíteme ver al enemigo y cierra mi corazón al engaño.

Entrego todo a Ti, querido Jesús.

Confío en Tu Misericordia. Amén."

 

Vuestro Jesús

 



015 jul 2014 El mundo me ha abandonado, como fue predicho, y la mayor traición sobre Mi Cuerpo ha sido infligida

martes, 15 julio 2014 16:00

 

Mi muy querida bienamada hija, el mundo me ha abandonado, como fue predicho, y la mayor traición sobre Mi Cuerpo ha sido infligida.

Mi Palabra está siendo desgarrada en pedazos y muchos de los que dicen que son maduros en Mis Enseñanzas estarán ajenos(no estarán conscientes) de la persecución, que será infligida sobre Mi Iglesia. Tal como Yo fui maldecido, durante Mi Crucifixión, por aquellos quienes orgullosamente se jactaban(presumían) de su sabiduría suprema en Mis Caminos, así seré denunciado en esta, Mi segunda vez para venir a reclamar Mi Reino.

Almas ingratas, desprovistas de sencillez o humildad, nunca aceptarán la voz de los que ellos consideran que son indignos de pronunciar la Verdad. Ellos nunca aceptarán la Verdad, porque cuando aceptan falsedades en Mi Nombre, no habrá espacio en sus corazones para que el Espíritu de Dios inunde(llene) sus almas. En lugar de preparar a la humanidad para Mi Gran Misericordia – el Día que  prometí al mundo – ellos volverán la espalda. Ellos no reconocerán las Señales Divinas enviadas para abrir sus corazones en preparación para Mí, debido a sus  orgullosos y endurecidos corazones. Ellos también harán todo lo que puedan para poner fin a que la Palabra de Dios llegue a todos los pecadores del mundo y por eso Yo nunca dejaré que ellos olviden esto.

Quien me pierda un alma, pierde la suya. El quien obstruya Mi Camino no tendrá a donde regresar(a quién acudir). El que jura en contra de la Voluntad de Dios será maldecido. ¿Qué habéis aprendido realmente de Mí si no podéis recordar la Verdad de Mi Promesa de venir otra vez? Mi Reino vendrá sobre la Tierra como lo es en el Cielo y aquellos que no han logrado comprender lo que dije se quedarán sin enterarse. Ellos habrán desperdiciado las Gracias que envío ahora y ellos mismos se atrincheran(se ponen barricadas) en una prisión de tanta oscuridad que serán cegados por Mi Luz en el Gran Día.

Mi Tiempo está pronto y no es mucho lo que puedo hacer para prepararos. Mi Amor sigue siendo tan grande como Misericordioso, pero también os debéis ayudar así mismos, porque no es fácil haceros dignos de Mi Promesa de Salvación.

Vuestro Jesús